Visita por sorpresa la convivencia que celebran en Cullera

CULLERA, 27 OCT. (AVAN).- El arzobispo de Valencia, monseñor Carlos Osoro, visitó ayer tarde por sorpresa en Cullera la convivencia que celebran 400 responsables valencianos del Camino Neocatecumenal este fin de semana.

Tras escuchar el testimonio de varios jóvenes, el prelado alentó a los participantes a mostrarse cercanos al mundo, porque “solo desde la cercanía se puede conocer a los demás y se les puede ayudar”. 

Monseñor Osoro insistió en que para afrontar la crisis existencial que sufre el mundo “no nos vale simplemente con presentarnos igual que siempre, sino que tenemos que cambiar de escenario para hacer llegar a los hombres la esperanza del Evangelio”. 

Ante la numerosa presencia de jóvenes, el prelado aprovechó para animarles a “participar en la construcción de una nueva ciudad, saliendo a la calle, anunciando el Evangelio, jugando con los niños o cuidando de ancianos”.

La inesperada visita del prelado en el hotel Santa Marta, de Cullera, donde se celebra la convivencia, fue acogida y despedida con una ovación por los participantes. 

En la convivencia, que dio comienzo el pasado jueves por la noche y termina hoy, domingo, participan cerca de 400 personas, responsables y corresponsables de algunas de las comunidades neocatecumenales de parroquias de Valencia. 

(Fotografía: Samuel Martos)