A las 19 horas, obra del belenista valenciano Pedro Ródenas

VALENCIA, 18 DIC. (AVAN).- La Ciudad de las Artes y las Ciencias inaugurará mañana, viernes, un belén monumental, ubicado en la explanada exterior bajo el edificio del Umbracle, que alcanzará una altura de 2,5 metros, en un espacio de 42 metros cuadrados, con más de 150 figuras realizadas en barro y resina.

La inauguración tendrá lugar mañana a las 19 horas con la presencia del artista autor del conjunto, Pedro Ródenas, que diseñó “este gran belén para la Catedral aunque no ha podido albergarlo este año, con motivo de las obras de rehabilitación que actualmente acomete el templo”, según ha indicado hoy a la agencia AVAN el propio artista.

El belén, que puede ser visitado de forma circular por los cuatro lados y está protegido con un cristal de metacrilato, incluye algunas figuras que “otros años han sido expuestas en el belén monumental de la Seo” aunque “la gran mayoría son totalmente nuevas” así como su composición, orografía y escenas”, ha añadido.

Entre otras peculiaridades, “destaca la altura de 2,5 que consigue el belén con una escena que recrea, en lo más alto de una montaña, el mítico pueblo de Masada, con un ambiente mediterráneo ajustado a la Palestina de la época, y que en esta ocasión está inspirado en la remodelación del castillo de Ayora, localidad de mis orígenes”, según Pedro Ródenas.

“La Anunciación a María, la carpintería de San José, el Edicto, el Empadronamiento, Pidiendo Posada, la Anunciación a los pastores, la Caravana de los Reyes Magos y, por supuesto el “Nacimiento”, en el que aparece el Niño Jesús en brazos de la Virgen María chupándose un dedito, son las escenas principales de Belén”, que presenta unas dimensiones de 7 metros de largo por 6 de ancho.

Por su parte, las figuras cuentan con tamaños diferentes, desde los 14 a los 40 centímetros de alto, y “vienen acompañadas por varios tipos de aves, animales, y vegetación natural y artificial”. Las figuras principales han sido realizadas por los artesanos Daniel Alcántara y José Luis Mayo.

Entre “otras curiosidades”, las “Palmeras” están realizadas “totalmente de manera artesanal ya que el tronco está hecho de piñas desgranadas y pegados los gajos uno a uno”. Asimismo, los elementos de agua en este belén “son muy significativos, como las fuentes y, principalmente, la cascada que desencadena en un lago y, posteriormente, en un río de cuatro metros de largo”.

El belén, instalado sobre una tarima de 70 centímetros de alto, puede contemplarse desde los pisos superiores, desde una de las escaleras de acceso al Umbracle, “por ello se ha tenido que trabajar las partes altas para dar mayor realismo”, ha añadido Ródenas.

El conjunto, cuyo montaje se ha desarrollado a lo largo de cuatro días, podrá visitarse del 20 de diciembre al 6 de enero de 2015, todos los días de 11 a 22 horas, según el artista. (AVAN)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.