La organización anima a los jóvenes de la Archidiócesis a participar como voluntarios

Más de 300 escolares participarán este verano en la iniciativa “#unveranodiferente” que tendrá lugar en cinco colegios de la diócesis promovida por el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, y en la que colaboran la Fundación San Vicente Mártir-Colegios Diocesanos, Cáritas Diocesana y la Universidad Católica de Valencia (UCV).

Este proyecto cumplirá este año su 6ª edición ininterrumpidamente, dado que “durante la crisis sanitaria originada por el Covid-19, se adaptó a las necesidades de los alumnos y se siguió trabajando por su bienestar ofreciendo vales canjeables por alimentos así como materiales didácticos y lúdicos para los alumnos beneficiados del proyecto”, afirman desde la organización.

Las entidades organizadoras aseguran que para llevar a cabo esta acción “hacen falta entre 40 y 50 voluntarios por semana”, por lo que se ha realizado un llamamiento “para animar a los jóvenes de la diócesis a participar como voluntarios”.

Por sexto año consecutivo se pondrá en marcha esta iniciativa en la diócesis, con el lema ya consolidado: “un corazón diferente para vivir #unveranodiferente”, en el que abrirán sus puertas en las vacaciones estivales cinco Colegios Diocesanos para atender y alimentar a alumnos de familias con dificultades económicas.

Esta acción fue propuesta por el Arzobispo, quien la ha definido como una “iniciativa necesaria para nuestros tiempos, pues la Iglesia no puede quedar al margen de los necesitados y como dice el papa Francisco, tenemos que salir al encuentro de los más débiles de nuestro tiempo”.

El proyecto fue puesto en marcha “en un afán de preocupación por parte del Cardenal por la sociedad y por la crisis, que aunque parece menor sigue afectando a algunos de nuestros centros, y por la realidad concreta de muchos de nuestros alumnos, cuyas familias tienen dificultades económicas”, según la organización que destaca que “una de las finalidades de la educación católica y, junto con ella, de la Iglesia universal, es dar respuesta a las personas con necesidades”.

Colegios en barrios con mayor riesgo de exclusión social

Por todo ello, “para que este sea #unveranodiferente para muchos niños y familias con dificultades económicas, cinco centros de la Fundación San Vicente Mártir-Colegios Diocesanos abrirán sus puertas en plenas vacaciones para atender a alrededor de 60 alumnos cada uno, de Educación Infantil, Primaria y Secundaria, ya que queremos darles una respuesta completa e integral y por eso abarcamos todo el ciclo educativo”, han asegurado.

Los centros que participan este verano son los Colegios Diocesanos San Marcelino, Santiago Apóstol (del barrio del Cabanyal y del barrio de Marchalenes), Nuestra Señora de los Desamparados -los cuatro de Valencia- así como el Colegio Diocesano Sant Roc d’Alcoi. Han sido elegidos en zonas “donde hay un porcentaje mayor de familias que atraviesan dificultades económicas”. Su horario de apertura será de 10 a 15 horas y, además de ofrecerles el almuerzo y la comida, llevarán a cabo “actividades complementarias para educar en hábitos saludables y compartirán momentos de ocio y deporte”.

En este sentido, las diferentes acciones programadas serán organizadas por la UCV y la Fundación de Colegios Diocesanos, que realizarán un banco de recursos y actividades para los escolares con la finalidad de preparar “actividades desde una perspectiva lúdica, de diversión y de juego, para acercarse al otro, conocer distintas realidades, fomentar el diálogo, el compañerismo y la amistad”, han explicado.

Llamamiento: se necesitan voluntarios

La UCV también es la encargada de formar y organizar a los voluntarios necesarios para poder desarrollar esta iniciativa. Según las previsiones, son necesarios “entre 8 y 10 voluntarios por colegio cada semana”, por lo tanto desde la organización hacen un llamamiento “para animar a todas aquellas personas que lo deseen a participar en esta iniciativa que es respuesta de la Iglesia, sencilla, humilde, discreta y desde el corazón”.

Por su parte, las Cáritas parroquiales “son las encargadas de derivar a los alumnos beneficiarios de esta iniciativa ya que los destinatarios son menores perceptores de la beca de comedor tipo A o niños cuyas familias, por su situación social, económica o familiar se encuentran en especial vulnerabilidad y requieren apoyo y atención durante los periodos vacacionales”.

Para más información sobre la iniciativa, las personas interesadas pueden consultar la web de la Fundación http://fundacioncolegiosdiocesanos.com/unveranodiferente/, llamar al teléfono 963154370 ext. 5 (de lunes a viernes de 09:00 a 14:00 horas) o visitar las redes sociales del proyecto en Facebook e Instagram.

También se puede colaborar en el proyecto mediante su sostenimiento económico, para ello se puede hacer una aportación (por pequeña que sea a la cuenta que Cáritas Dioceasna tiene habilitada a tal efecto: BANCO SANTANDER: ES29 0030 3072 27 0085233271. Poniendo en el concepto: “UNVERANODIFERENTE”

El proyecto «Un verano diferente», realizado en anteriores ediciones (imagen de archivo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.