Programan actos conmemorativos y bajarán su imagen acompañada por la Virgen del Pilar

VALENCIA, 16 AGO. (AVAN).- Los veraneantes valencianos en la localidad turolense de Mora de Rubielos, situada a 120 km. de Valencia, celebran este año el 60 aniversario de sus fiestas en honor a la Virgen de los Desamparados con una programación de actos que comienzan hoy, lunes, y culminarán el próximo domingo, 22 de agosto.

La fiesta, que tiene lugar el fin de semana siguiente al 15 de agosto, comenzó hace 60 años cuando un matrimonio valenciano-aragonés donó a la parroquia de Mora de Rubielos o la ex colegiata de Santa María, una imagen de la Virgen de los Desamparados, según ha explicado el coordinador de la comisión organizadora de las fiestas José Joaquín Alegre.

Desde entonces, “los valencianos que veranean en Mora dedican el domingo siguiente al 15 de agosto, solemnidad de la Asunción de la Virgen, a la Virgen de los Desamparados, patrona de los valencianos, y organizan actividades religiosas, sociales y culturales dentro de un programa de fiestas para todos, veraneantes y vecinos”.

El domingo 22, misa mayor, ofrenda y la entrega de donativos

Este verano “el programa de festejos se ha reducido de forma considerable para cumplir con las restricciones sanitarias que se tendrán en cuenta en todos los actos”.

Los actos religiosos, que se desarrollarán íntegramente en el interior de la iglesia, comienzan hoy, lunes, por la tarde con la bajada de la imagen de la Virgen de los Desamparados y la proyección de una imagen luminosa en la fachada exterior de la ex Colegiata. También se bajará la Virgen del Pilar y ambas imágenes quedarán expuestas junto al altar, para su veneración, “como símbolo de hermandad”.

Mañana, martes, se presentará la web de la Fiesta de la Virgen de los Desamparados de Mora de Rubielos, y este miércoles tendrá lugar la inauguración de la exposición fotográfica conmemorativa en el coro de la iglesia.

Los actos continuarán el viernes con la actuación de la Rondalla de Mora “que ofrecerá una Ronda jotera desplazándose por las calles de la localidad, para evitar aglomeraciones y cumplir las normas frente a la pandemia”.

El sábado, 21 de agosto, “serán expuestos los trabajos realizados por los niños, que podrán enviar on line, y por la tarde se oficiará una misa por los difuntos de este último año”.

Finalmente, la jornada central de las fiestas será el próximo domingo, 22 de agosto, cuando tendrá lugar, por la mañana, la misa mayor, una ofrenda de flores y la entrega de donativos a la entidad benéfica seleccionada este año. La jornada concluirá con el canto de las Salves a ambas Vírgenes y el volteo de campanas.

El programa de fiestas concluirá el lunes, 23 de agosto, con la subida de las imágenes de ambas Vírgenes a sus respectivos camarines.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.